Fuente: Reuters, Eco2site | Julio 12, 2013 Recomendar esta nota Recomendar
Fukushima: Preocupación por contaminación en el Pacífico

No disminuyó la contaminación en Fukushima.

Fukushima: Preocupación por contaminación en el Pacífico

El pasado miércoles, la agencia de regulación nuclear de Japón expresó su preocupación por el incremento en los niveles de contaminación en la zona marítima junto a la central atómica de Fukushima Daiichi dañada tras el terremoto de 2011, e instó a que los operadores del lugar tomen medidas de protección.

El operador de Fukushima, Tokyo Electric Power Co., reconoció que los problemas están aumentando en la planta al norte de Tokio, el sitio en el que se produjo el peor desastre nuclear desde Chernóbil en 1986.

El martes, la compañía dijo que habían subido los niveles de radiación en las aguas subterráneas, sugiriendo que materiales altamente tóxicos procedentes de la planta estaban llegando cerca del Pacífico más de dos años después de las tres fusiones desencadenadas por un gran terremoto que produjo un tsunami.

Shunichi Tanaka, jefe de la nueva Autoridad de Regulación Nuclear (NRA, por su sigla en inglés), dijo a periodistas que creía que la contaminación del mar continuaba desde la catástrofe de marzo de 2011.

"Creo que la contaminación del mar continúa en mayor o menor grado", dijo Tanaka.

"Estaba contaminado en el momento del accidente, pero creo que ha continuado (la contaminación) en los últimos dos años. Lo prioritario es elaborar medidas contra todos los escenarios posibles", dijo el funcionario.

La NRA tiene "fuertes sospechas" de que radiación está contaminando el Pacífico, dijo la agencia de noticias Kyodo en una información previa sobre una reunión semanal del comité de la NRA, citando a Tanaka.

En los días posteriores al tsunami, una nube de radiación por las explosiones cayó sobre amplias zonas terrestres y marítimas.

Por otra parte, Masao Yoshida, director de Fukushima en el 2011, murió de cáncer esta semana.

El ex director dirigió las operaciones en el interior de la central desde que sonaron las alarmas por el devastador tsunami, cuyas olas de hasta 15 metros paralizaron los sistemas de refrigeración de los reactores nucleares.

Tras conocerse su fallecimiento, un portavoz del operador de la central, Tokyo Electric Power (TEPCO), descartó que el cáncer que acabó con su vida pudiera ser provocado por la alta radiación emitida en la planta.

En su opinión, Yoshida se expuso a unos 70 milisievert de radiación durante los meses posteriores al accidente, una dosis de contaminación que requeriría de, al menos, cinco años para producir un cáncer de esófago.

imagenes relacionadas ver +

No disminuyó la contaminación en Fukushima.

No disminuyó la contaminación en Fukushima.